Alucine con ‘Ad Astra’

Por Rau García

Por un lado está lo que quiere transmitir el autor. Por otro, lo que interpreta el público, que puede coincidir o no con la visión del autor. Y luego está lo que entiendo yo, que lo más seguro no coincida ni con el autor ni con el público… Por eso, esto no es una crítica, es un “alucine”.

Brad Pitt 1

¡ALERTA SPOILER! Si no has visto Ad Astra, no sigas leyendo.

Empecemos con algunas analogías que me gustaría compartir, a ver si alguien más ha visto esto o es que tengo visiones (no voy a comentar la comparación con Apocalypse Now, que de eso ya se ha hablado bastante).

LA PATRIA COMO PADRE
En uno de los mensajes que Roy McBride (Brad Pitt), manda a su padre, Clifford McBride (Tommy Lee Jones), agradece cosas como la educación que le dio cuando era pequeño, y recuerda la ley del esfuerzo y del trabajo que su padre le inculcó (por cierto, la película se titula así por la frase ‘Per aspera ad astra’, que el propio director traduce como “A través de las dificultades, se llega a las estrellas”). Antes de grabar el último mensaje, que es el único que no está redactado fríamente con antelación, pues decide no leerlo y le nace uno improvisado del corazón, pasea pensativo por el estudio de grabación y vemos en su hombro una gran bandera de los Estados Unidos de América. Esto me hizo pensar en que este mensaje también se podría referir poéticamente a su país, del que en ese momento Roy se encuentra a miles de kilómetros, y como vemos a lo largo de la película, estar tan lejos de los seres queridos y del hogar durante largos periodos de tiempo provoca una gran nostalgia. Entonces, este mensaje podría estar aludiendo a lo que su país le ha permitido ser. El país como padre; país en cuanto a que “cría a sus hijos”, que son sus ciudadanos, pues les provee de una tierra donde vivir y desarrollarse como individuos en base a unos valores colectivos.

0001755229
James Gray en una entrevista: “Rau, no has entendido una mierda”.

En la escena en la que llega a Marte, una mujer se refiere a él como “terrícola”, y luego descubrimos que en ese futuro cercano ya hay personas que han nacido fuera de la Tierra y que prácticamente ni la han pisado, por lo tanto no tienen ese sentimiento de apego al planeta ni sienten un fuerte patriotismo por la nación para la que trabajan, porque son, por decirlo así, “huérfanos de país”. Pero Roy no es huérfano en este sentido, en todo caso lo es de padre, porque excepto en su infancia (y con cuentagotas), el resto de su vida ha estado ausente.

Sin embargo, Roy está siguiendo los mismos pasos que su padre, pues además de hacerse astronauta, se ha visto envuelto en “accidentes” en los que sus compañeros han perdido la vida por su culpa. Él también está desobedeciendo órdenes de una misión de alto secreto. Y tampoco pasa tiempo con sus seres queridos, especialmente con su mujer, y eso le duele, no como a su padre, que reconoce darle bastante igual su familia. En lo que sí se diferencia de su padre es que Roy no ha querido tener un hijo, quizá porque no quiera hacer lo que su padre hizo con él, porque sea consciente de que su profesión exige este tipo de sacrificios ya que es muy dificil conciliar la vida laboral con la familiar. Roy es un trabajador ejemplar al servicio de su país, por eso le eligen, y por sus cualidades físicas y psicológicas, además de por ser hijo de Clifford McBride. Porque en situaciones de peligro ha demostrado mantener la cabeza fría y no se le han acelerado demasiado las pulsaciones. Y porque Roy es el único que podría hacer entrar en razón a su padre, pero este vínculo emocional conlleva un riesgo. Por eso, en cuanto suspende el examen psicológico que le realiza siempre una inteligencia artificial (detalle importante), ya no quieren que continúe, porque demostrar demasiada sensibilidad por su padre, que ha pasado a ser el enemigo, supone un problema.

Sobre esta idea también nos hace reflexionar la película: la gestión de las emociones, en concreto la censura emocional masculina que hay en la sociedad, porque mostrarse sensible se asocia con debilidad y la debilidad no se asocia con el concepto social de masculinidad. Mientras tanto, se mantiene lo que Clifford está haciendo en secreto porque no interesa que se sepa que esta figura heroica del progreso científico espacial estadounidense ha fallado a su patria, porque eso también se interpretaría como debilidad, y no quieren dar esa imagen al mundo.

giphy (1)

¿Quiere decir lo anterior que la película hace, sin pretenderlo, cierta propaganda de Estados Unidos, en cuanto a los valores me refiero? Inconscientemente, en todo caso. Hay películas que sí lo hacen de manera explicita, pero aquí sería muy sutil. No obstante, es una coproducción entre Brasil, China y EE.UU., así que este mensaje, si es que está muy en el fondo, con más razón se puede universalizar, porque además, esos valores no son únicos de Estados Unidos. También encuentro otra lectura posible: que un referente como un padre, un héroe o un país, pueden fallarnos en un momento dado, pero siempre van a estár ahí, de alguna manera, y así, cuando estamos perdidos, nos ayudan a encontrarnos.

Lo sé, puede que esta teoría suene enrevesada (no me toméis demasiado en serio), pero me gusta interpretar el simbolismo que puede haber detrás de una bandera en las películas, y es cierto que cuando aparece la de Estados Unidos, suele estar cargada de connotaciones sociales, políticas, históricas…

Ad Astra 2

DESOBEDIENCIA, SOLEDAD Y PERDÓN
Cuando Roy no hace caso a la voluntad de su padre, que quiere quedarse allí para continuar con su búsqueda de vida inteligente, está poniendo a su país por encima de los deseos de su padre. Igual que cuando Roy suspende el examen psicológico, teniendo que abandonar la misión y le comunican que tiene que regresar a la Tierra. No lo acepta. Siente la necesidad imperiosa de llevar a cabo su misión, aún incumpliendo órdenes, porque la entrega a su país pesa más que el poder que el comandante de la misión tiene sobre él. La película me dio a entender que, en este caso concreto, desobedecer al padre es un acto de amor, porque está intentando salvarle la vida, y desobedecer las órdenes directas de un superior, aunque es grave, es un acto de patriotismo, si al final tiene éxito, claro.

Ocurre algo parecido con la misión que lideraba el padre. A pesar de haber sido oficialmente renegado, se resiste a abandonar, porque el fracaso, palabra que él mismo emplea, no sería solo suyo, sino del país que le encargó la misión y de la ciencia universal. Pero a esto hay que añadir que esa búsqueda desesperada le ha trastornado psicológicamente y ahora se ha convertido en un peligro para la humanidad. Por cierto, ese trastorno se debe en parte a la soledad en la que lleva inmerso desde hace ya demasiado tiempo, soledad que también siente de otra manera su hijo y que, paralelamente, siente el ser humano al estar “solo” en el universo. Y es paradójico que Clifford McBride, la persona que más ambiciona comunicarse con otros, al final se convierta casi en un sociópata que odia a la especie humana. Aquí podemos establecer otra comparación: ¿Y si los mensajes que se están enviando actualmente al espacio nunca serán contestados, si es que hay vida inteligente, porque han decidido romper toda comunicación con la Tierra, igual que ha hecho Clifford? ¿Y si nuestro comportamiento ha hecho que no quieran comunicarse con nosotros? ¿O que nos estemos equivocando en el contenido del mensaje?

Pero volviendo al tema de la desobediencia: ¿Por qué el hijo -de un padre o de un país- se atreve a incumplir una orden de este calibre? Porque el hijo piensa que -el padre o el país- le perdonará, incluso se lo agradecerá y estará orgulloso de él, si al final, y a pesar de todo, consigue su cometido. Igual que un hijo puede perdonar a un padre o un ciudadano a su país. Pero es cierto que, en el caso de Clifford, si se confirma lo que está intentando hacer, no tendría perdón, pero no desvelarlo públicamente es una forma de mirar hacia otro lado y de que la Historia de su país le perdone. Por tanto, la película trata sobre un hijo que decide fallar a su padre, por su bien y por un bien general; sobre un desertor que, tras convertirse en enemigo, igual que hizo su padre, regresa como héroe.

Todo este viaje interior, la superación de pruebas y esta relación paterno-filial está en ‘El héroe de las mil caras’, de Joseph Campbell, libro que ha inspirado a James Gray y a tantos otros contadores de historias para estructurar sus guiones y construir a sus personajes.

Ad-Astra-Brad-Pitt
Brad Pitt alucinando mientras lee este texto.

METÁFORAS VISUALES
Otra cosa curiosa que he encontrado en la película es cómo muestra el distanciamiento físico, que queda patente ya desde el momento en el que se encuentran padre e hijo, manteniendo una conversación a varios metros de distancia, Roy en el piso de abajo y Clifford en el de arriba, y creo recordar que hay una especie de valla que les separa.

En Gravity ya se recurre a una imagen parecida, aunque simboliza una cosa distinta: un plano en el que la imagen del cable que conecta a la astronauta (Sandra Bullock) con la nave, da la impresión de ser un cordón umbilical, además de estar flotando en posición fetal como si estuviese en el interior del útero materno. En Ad Astra este cable de seguridad aparece dos veces: la primera cuando Roy bucea para intentar acceder al cohete y se ayuda tirando de un cable o una cuerda. Para mí simboliza como ese “cordón umbilical” imaginario, en este caso masculino, pues de alguna forma llega hasta el padre. Más tarde volverá a repetirse esta imagen, cuando ambos están unidos por un cable que finalmente es “cortado” por el padre. Como en la vida, llega un momento en que los hijos tienen que echar a volar por sí solos, dejando atrás el nido, y al padre. Esta escena es también muy significativa porque creo que es clave en la película ya que trata de un hijo con una herida sin cicatrizar pues creía que su padre estaba muerto, pero gracias a esta misión ve con sus propios ojos que sigue vivo, para más tarde ser testigo de su muerte, cerrando así la herida (y abriendo otra, supongo). Bueno, en realidad no le ve morirse, solo le ve alejarse, pero intuimos perfectamente su trágico y, al mismo tiempo, bello final.

YC6P

Hablando de nidos, otra metáfora visual: la de la jaula, que puede verse en un plano, con un pájaro que parece ser un ave fénix suspenido en el aire en dirección hacia arriba. Entiendo que representa a Clifford, pues es como un pájaro, un astronauta queriendo traspasar los límites de esa jaula o de ese universo en el que está encerrado. Esos limites son la tecnología espacial que no nos permite llegar más lejos y todo lo que nos queda por explorar y que jamás alcanzaremos. Y precisamente por ese ansia de conocimiento, el ave fénix (Clifford), que renació de sus cenizas (porque se suponía que estaba muerto), esta vez acabará quemándose definitivamente. 

Volviendo a Gravity, me di cuenta de que terminan de forma parecida. En la de Cuarón, tras el aterrizaje, creo recordar que la astronauta salía a gatas por la orilla de una playa y poco a poco intentaba ponerse de pie, como un bebé que está aprendiendo a andar (esto tiene su lógica porque durante toda la película encontré esparcidas metáforas visuales que simbolizan las distintas fases de la vida). Ad Astra también acaba con un aterrizaje y enseguida un militar le ofrece la mano para ayudarle a salir de esa capsula, salir de ese huevo que simboliza el renacer de Roy, pues ha vuelto renovado. De hecho, si os fijáis, empieza y termina con una caída desde las alturas, pero Roy sabe caer y sabe levantarse, y gracias a eso se conoce mejor a sí mismo.

Y una última metáfora visual, con la que comienza la película, justo después de que aparezca el título, y se repetirá en más escenas; cuando vi esos círculos de distintos tamaños e intensidades que capta con su cámara Hoyte van Hoytema (director de fotografía de una película “prima” de ésta: Interstellar), en seguida lo interpreté como esa distancia que os comentaba. Es como si fueran los planetas del sistema solar que hay entre la Tierra y Neptuno, entre el hijo y el padre.

ss

También pueden ser los puntos suspensivos con los que la película deja abierta la posibilidad de que exista vida inteligente extraterrestre, ya que no se llega a encontrar, pero tampoco se demuestra que no exista. En este tema chocan la visión del padre, que tiene la ferviente esperanza de que haya, y la del hijo, que se muestra menos optimista.

¡Y eso es todo! ¿Creéis que algo de lo que he escrito tiene sentido o que probablemente alguien me echó droga en mis palomitas?

20190924_brad-pitt-ad-astra_Youtube
Brad Pitt pensando: “What the fuck acabo de leer…”
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s